¡Bienvenidas/os a la Comunidad de Vacíos Urbanos y Alquileres Justos!

Esta es una iniciativa de Hábitat para la Humanidad Argentina junto al Grupo Urbano de Instrumentos de Suelo de América Latina y Caribe, parte de la Red Global de Instrumentos de Suelo (GLTN), junto con la Campaña Suelo Seguro de Hábitat para la Humanidad.

Los objetivos de esta comunidad son:

  • Reunir, sistematizar y facilitar el acceso a la información sobre vacíos urbanos y alquileres justos, tanto como herramientas y lecciones aprendidas desde la práctica, así como para visibilizar la temática, y apoyar los esfuerzos de incidencia y defensa de derechos en espacios locales, regionales y globales.
  • Facilitar el encuentro entre pares y abrir espacio para profesionales, líderes sociales, practitioners, académicos, etc., para aportar a esta discusión, aprender de otros, e impulsar colaboraciones.
  • Aportar a una agenda común de acción en América Latina y Caribe, y conectarla con las agendas globales.

 

¿Cómo funciona?

Este es un espacio autogestionado y alimentado por todas y todos los participantes. La definición de los subtemas se plantea de forma abierta y colaborativa, incluyendo el compartir ideas y experiencias, la información sobre eventos, documentos, oportunidades, recursos, y llamados para la acción e incidencia local, regional y global, entre otros.

 

Cualquier comentario o consulta, deja un mensaje en esta misma Comunidad.

 

Antecedentes

El derecho humano a una vivienda adecuada, reconocido como parte del derecho a un nivel de vida adecuado, debe brindar más que cuatro paredes y un techo. Las Naciones Unidas (ONU) definen el concepto de derecho a una vivienda adecuada como el derecho a “disponer de un lugar donde poder abrigarse si se desea, con espacio, seguridad, iluminación y ventilación adecuadas, infraestructura básica y una situación adecuada en relación con el trabajo y los servicios básicos, todo ello a un costo razonable”, y agrega, “el derecho a la vivienda se debe garantizar a todos, sean cuales fueren sus ingresos o su acceso a recursos económicos” (Comité DESC, Observación General Nº 4, 1991). Son elementos básicos de una vivienda adecuada: la seguridad de tenencia y protección contra los desalojos forzosos; disponibilidad de servicios, materiales, instalaciones e infraestructura; asequibilidad; habitabilidad; accesibilidad; ubicación cerca de oportunidades de empleo, servicios de salud, escuela, guarderías y otros servicios e instalaciones; y adecuación cultural (Comité DESC, Observación General Nº 4, 1991).

Sin embargo, las ciudades de América Latina y el Caribe (ALC) encaran un considerable y creciente déficit habitacional. Según estimaciones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), una en cada tres familias – un total de 59 millones de personas – habitan en una vivienda inadecuada o construida con materiales precarios o carente; y casi dos millones de los tres millones de familias que se forman cada año en ciudades latinoamericanas se ven obligadas a instalarse en viviendas informales, como en las zonas marginales, a causa de una oferta insuficiente de viviendas adecuadas y asequibles (BID, 2012). Además, como bien reconoció la relatora de las Naciones Unidas por una vivienda adecuada, son crecientes los números de familias sin hogar, desalojos forzosos, vivienda de alquiler no asequible y de la inseguridad de tenencia para millones de personas (Farha, 2015).

En Argentina, aproximadamente 3.500.000 de hogares tienen problemas habitacionales; esto incluye a más de 10 millones de personas. Además, es creciente la importancia del alquiler: según datos del Censo Nacional de Población, entre 2001 y 2010 el porcentaje de viviendas cuyos habitantes son propietarios bajó del 71 al 69%, mientras que la cantidad de inquilinos pasó del 11 al 16%, teniendo en cuenta para ambos casos que la población se incrementa de manera permanente. Estos movimientos en los números se replican especialmente en los grandes núcleos poblacionales, en especial la ciudad y la provincia de Buenos Aires, Córdoba, Mendoza y Santa Fe. En Buenos Aires, que concentra aproximadamente 1/3 de la población del país, alrededor del 40% de los porteños son inquilinos u ocupantes; y el 6% de la población total de la Ciudad vive en villas, asentamientos informales y núcleos habitacionales transitorios.

Contacto

¿Quieres saber más sobre la Comunidad de Suelo Urbano? Escríbenos y nos pondremos en contacto contigo tan pronto sea posible. Gracias.

Enviando

2019 - Hábitat for Hummanity | Unless otherwise stated, all the contents of the Urban Land Community is under licence CC BY-SA 4.0

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

o    

¿Olvidó sus datos?

Create Account